AG Online

Si no puedes contar con el alcance, es hora de generar nuevas expectativas a tus clientes

  • Resumen : ¿Trabajas en el sector del marketing digital o gestionas un comercio electrónico? Pues debes saber que Facebook constituye la primera red social comercial para usuarios y empresas.

Si trabajas en el sector del marketing digital, gestionas un comercio electrónico o estás empezando a desarrollar tu primer plan de negocio online deberías saber que Facebook constituye, hoy por hoy, la primera red social comercial para usuarios y empresas. Seguramente también seas consciente de que gracias a su capacidad de servir anuncios a aquellos usuarios que, por factores demográficos o psicográficos, están más cerca de la última fase de tu embudo ha convertido a la plataforma en uno de los mayores y más rentables soportes de publicidad online a nivel mundial para millones de usuarios y agencias.

Estaba claro que ambos principios marcarían el devenir de la plataforma, y todos los que trabajamos en esto, de una forma u otra lo sabíamos. Por esta razón, a mi no me ha sorprendido en absoluto la decisión estratégica de modificar nuevamente su algoritmo para limitar la visibilidad de aquellas cuentas que decidan trabajar una estrategia de posicionamiento orgánico y no “pasen por caja”. ¿Acaso alguien pensaba que la finalidad de Facebook era social?¿En serio creíamos que se han invertido miles de millones de euros en esta aplicación para que podamos sentirnos socialmente aceptados, se apruebe o rechace nuestra forma de vivir o trabajemos día a día en fomentar y mostrar un perfil idealizado de nosotros mismos? Me temo que no. El fin último de este negocio es, como en todos los casos, ganar dinero, y cuanto más, mejor.

 

Edgerank, el algoritmo de Facebook que va a “poner a cada uno en su sitio” y a nosotros nos va a complicar la vida.

La versión oficial de la empresa habla sobre tomar acción contra los “Spammers” (Persona que envía o gestiona Spam) que campan a sus anchas en grupos y tablones colocando millones de post diarios con información comercial de bajo o nulo interés e impacto para los usuarios. Esto ha llevado a la compañía a tomar medidas orientadas a penalizar ciertas publicaciones orgánicas con el fin de no saturar la Red con mensajes meramente comerciales. 

Antes de continuar, voy a contarte cuáles son los tres factores que se presupone (digo esto porque excepto los ingenieros de Facebook, por mucho que se diga, nadie sabe exactamente cuáles son a ciencia cierta) son claves en el algoritmo:

  • Afinidad: mide la interacción de un usuario con tu página a lo largo del tiempo.
  • Peso: nivel de relevancia del post. ¿Le gusta a la gente?¿Genera interacción?¿Qué tipo de contenido promueve?
  • Tiempo: ¿cuánto tiempo ha transcurrido desde su publicación?

Si nos fijamos en nuestro “Timeline” de Facebook, cada día son más las publicaciones de amigos (y no tan amigos) que hablan sobre vendernos un producto o servicio específico, nos ofrecen formar parte de tal o cual asociación, ir a un evento, etc. pero, ¿qué sucede con el contenido de calidad, ese contenido que desde hace varios años estamos intentando desarrollar como principio básico de cualquier estrategia de contenidos que se precie? Pues que nadie lo ve. Y aquí es donde el equipo de Facebook, haciendo gala de la inteligencia que les caracteriza y les ha llevado a convertirse en una de las primeras empresas a nivel mundial, aprovechando de nuevo las oportunidades que les hemos brindado por no tener mesura en nuestras acciones, ha encontrado una nueva oportunidad de seguir generando ingresos: Después de tres años diciendote que lo más importante es el contenido y que inviertas en él ¿Has conseguido desarrollar un contenido de valor que te ayude a vender? Pues pasa por caja si quieres que alguien lo vea.

 

¿Cómo van a afectar estos cambios en el algoritmo a tus Fanpages y a tu perfil?

Aquí no voy a extenderme mucho y trataré de ser lo más claro posible: al limitar el alcance orgánico, la única forma de que los usuarios vean tus contenidos y tu Fanpage será invirtiendo en campañas de pago. 

Ante esta situación, será mucho más complicado obtener seguidores y fans en nuestras Fanpage si no contamos con una comunidad los suficientemente relevante para Facebook (A partir de 20.000 seguidores dicen algunos) y nos tendremos que ir a la publicidad de pago para captarlos. Así que mucho ojo con la segmentación. Es un consejo personal.

Si hasta hace un año estimábamos que nuestras publicaciones llegaban entorno al 8 ó 10% de nuestros fans, esta nueva modificación del algoritmo augura que algunas de nuestras publicaciones llegarán directamente a 0%. 

El algoritmo está en constante cambio y ahora nos toca pagar, pero ¿qué debemos hacer si además no queremos que Edgerank nos penalice?

A modo de esquema, comparto contigo algunas recomendaciones que debes llevar a cabo si no quieres que, además, el algoritmo de Facebook te penalice y reste aún más visibilidad:

  • No copies contenidos de terceros ni te apropies de fotografías y recursos que no son tuyos.
  • No publiques en más de 4 grupos por día.
  • Deja pasar un tiempo considerable entre publicación y publicación. Sobre todo si vas a contar lo mismo.
  • No coloques comentarios sobre tu marca en comentarios o Fanpages de otras marcas.
  • No te pases con las “solicitudes de amistad” diarias.

“Vale, esto es lo que hay, pero ¿qué puedo hacer?”

Aquí está el quid de la cuestión. Estas son las cartas y están repartidas; si quieres ganar, no te va a quedar más remedio que adaptar tus estrategias de marketing a este “maravilloso mundo cambiante” y mentalizarte para volver a ser el mejor. Te va a hacer falta dinero sí, pero ahora toca ser ingenioso si no queremos que nuestro CPA (Coste por Adquisición) se dispare y otros competidores se lleven nuestra parte del pastel:

  • Es momento de que nos conozcamos. Después de haber estado posteando y “lanzando la caña” por Facebook a ver si tu producto o servicio gustaba a uno u otro cliente, es hora de invertir la estrategia: conocer a tu cliente es indispensable para conocer sus necesidades y poder descubrir sus debilidades. Céntrate y conoce quién es tu cliente y dónde puedes encontrarlo. Si podemos influir aquí, seremos capaces de atraer una venta más emocional que ayude a que se genere una relación más estrecha entre ambos.
  • Piensa como tus clientes. Empatiza con ellos. Una vez que les conozcas, sabrás cuál es su verdadera necesidad y podrás trabajar en campañas de marketing que le generen expectativas. Tu futuro cliente debe saber que tienes en cuenta lo que él piensa y siente. Si lo haces bien, tus competidores no tienen nada que hacer.
  • Convierte a tu cliente en prescriptor de tu marca. Sorpréndele con nuevas ideas y contenidos que le aporten un valor, conecta con él y cuéntale aquello en lo que más interés tiene sobre los productos o servicios que comercializas. Aquí puedes apoyarte en estrategias como el “Storytelling” que cuente el día a día de tu negocio, cuáles son tus barreras, miedos, logros… 
  • Diseña estrategias “virales”. Si tus visitantes, prospectos y clientes ya están “alineados” con tus contenidos, haz que te ayuden a compartirlos con otros usuarios de su entorno despertando su interés. Ten en cuenta que muchas veces serán personas afines, por lo que sus intereses y necesidades pueden ser similares. Si consigues que tus campañas se viralicen en la primera fase entre tus usuarios y fans, no solo tendrás muchas posibilidades de generar ventas, sino también de crear gran impacto y mejorar el posicionamiento de tu marca en su mente.

 

Bueno, estos son solo algunos consejos que puedo darte para que trates de aprovechar las nuevas circunstancias al máximo y obtengas mejores resultados en tus campañas de marketing digital y publicidad online orientadas al comercio electrónico. 

A día de hoy, 22 de octubre de 2019, todavía no sabemos si estos cambios se aplicarán también al algoritmo de Instagram ni el impacto que puede tener sobre nuestros contenidos en esta red social, pero trabajaremos estos días en investigar cualquier novedad que se publique al respecto.

Espero que este artículo te haya resultado interesante y te ayude a seguir desarrollando estrategias de éxito. Yo por mi parte me despido, que se me está acabando la tinta.

ESCRIBE UN COMENTARIO